Diabetes y cannabinoides

La diabetes es una enfermedad crónica que aparece cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce. La insulina es una hormona que regula el azúcar en la sangre. El efecto de la diabetes no controlada es la hiperglucemia (aumento del azúcar en la sangre), que con el tiempo daña gravemente muchos órganos y sistemas, especialmente los nervios y los vasos sanguíneos.

Se ha demostrado que medidas simples relacionadas con el estilo de vida son eficaces para prevenir la diabetes de tipo 2 o retrasar su aparición. Para ayudar a prevenir la diabetes de tipo 2 y sus complicaciones se debe:

  • alcanzar y mantener un peso corporal saludable;
  • realizar actividad física: al menos 30 minutos de actividad regular de intensidad moderada la mayoría de los días. Para controlar el peso puede ser necesaria una actividad más intensa;
  • consumir una dieta saludable, que evite el azúcar y las grasas saturadas; y
  • evitar el consumo de tabaco, puesto que fumar aumenta el riesgo de sufrir diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Se puede obtener un diagnóstico temprano con análisis de sangre relativamente baratos.

El tratamiento de la diabetes consiste en una dieta saludable y actividad física, junto con la reducción de la glucemia y de otros factores de riesgo conocidos que dañan los vasos sanguíneos. Para evitar las complicaciones también es importante dejar de fumar.

Entre las intervenciones que son factibles y económicas en los países de ingresos bajos y medianos cabe citar:

  • el control de la glucemia, en particular en las personas con diabetes de tipo 1. Las personas con diabetes de tipo 1 necesitan insulina, mientras que las que tienen diabetes de tipo 2 pueden tratarse con medicamentos orales, aunque también pueden necesitar insulina;
  • el control de la tensión arterial; y
  • los cuidados podológicos (el paciente puede cuidarse manteniendo una buena higiene en los pies, con calzado adecuado y buscando atención profesional para el tratamiento de las úlceras y un examen periódico de los pies).

Otras intervenciones económicas son:

  • las pruebas de detección de retinopatía (causa de ceguera).
  • el control de los lípidos de la sangre (regulación de la concentración de colesterol).
  • la detección de los signos tempranos de nefropatía relacionada con la diabetes.

 

¿Qué influencia tiene el cannabis medicinal en la diabetes?

En un estudio controlado con placebo y realizado por investigadores de la Universidad de Nebraska, 62 diabéticos (tipo 2) recibieron diferentes dosis de cannabidiol (CBD) y tetrahidrocannabivarina (THCV) o un placebo, durante un período de 13 semanas. El THCV en particular mostró un efecto positivo. En comparación con el grupo de placebo, el cannabinoide redujo la glucosa plasmática en ayunas y mejoró la función de las células pancreáticas. Los investigadores concluyeron que el THCV podría ser un agente potencial para el control glucémico en los diabéticos.

Los científicos de la Universidad de Buckingham investigaron el espectro de acción del THCV en ratones obesos. Una vez más, se demostró que el THCV puede reducir la intolerancia a la glucosa. Al mismo tiempo, la tolerancia a la glucosa y la sensibilidad a la insulina mejoraron en los ratones.

La obesidad siempre está asociada con el riesgo de diabetes. Pero los vínculos entre la obesidad, la diabetes y el cannabis aún no están claros. Sin embargo, se supone que el cannabis puede influir en el peso corporal. La evidencia la proporciona un estudio de la Universidad Metropolitana Nelson Mandela en Sudáfrica, entre otros.

Después de administrar un extracto de cannabis a ratas con sobrepeso durante un período de tiempo más largo, los investigadores observaron una pérdida de peso significativa. Sin embargo, el páncreas ganó peso. Según los investigadores, la razón de esto podría ser que los cannabinoides pueden haber protegido las células beta responsables de la producción de insulina mediante un mecanismo que aún se desconoce.

Cannabis medicinal en la neuropatía diabética

La neuropatía o polineuropatía diabética, cuando varios nervios se ven afectados, es una enfermedad secundaria común de la diabetes. El tratamiento suele consistir en fármacos como duloxetina, pregabalina o gabapentina para aliviar los síntomas del dolor.

El CBD tiene un  efecto analgésico. Investigadores de la Universidad de Milano-Bicocca estudiaron este efecto en ratas con polineuropatía diabética. Después de que las ratas fueron tratadas repetidamente con CBD, los síntomas del dolor mejoraron. Además, el CBD parecía proteger al hígado del estrés oxidativo.

Sigue en contacto directo con nosotros, a través de nuestro número de WhatsApp 8127319261 en caso de dudas o comentarios.

es_MXES